Los festivales más insólitos del mundo. ¿Vamos?… ¡Vamos!

Normalmente los festivales suelen congregar a millones de personas por todo el mundo, llega la época y ¿adónde ir? Hoy en día la capacidad de crear nuevas ideas o conceptos de festivales para sorprender al público nace desde pensamientos originales y algo exclusivos.

Una vez dada la exclusividad de tu pensamiento, siempre tienes que guardarte un `As´ bajo la manga, como por ejemplo los espacios donde celebrarse. En ese espacio, debe producir bastantes soluciones originales, distinguirse por el ingenio y resaltar del montón. A menudo tenemos un concepto equivocado de lo que es un festival, solemos relacionarlos con actuaciones (la mayoría musicales), miles de watios, y que pueden durar varios días. Sí eso es así, pero también existen los que son tradiciones, los que se basan en creencias y los de expresiones culturales. Por eso, hacemos un pequeño top de los espacios más insólitos para celebrar un festival y algunos otros que destacan por su rareza.

Empezamos en:

REINO UNIDO – FESTIVAL LUMIERE

La Abadía de Wetsminster, entre otros espacios públicos de la cuidad se engalana durante 4 días para ofrecer una experiencia colectiva, a través de obras interactivas y de acceso libre.

Foto por CreativeBoom ( www.creativeboom.com )

En su primera edición congregó a casi medio millón de personas. Este festival de la luz, celebra su cita en el mes de Enero, ya que es uno de los meses que se echa más en falta la luz del sol, por lo tanto en medio de esa oscuridad, un festival de ese tipo tiene muchas cualidades para convertir en la cuidad del Támesis en un atractivo más para turistas y londinenses.

Foto por CreativeBoom ( www.creativeboom.com )

INDIA, FESTIVAL HOLI

¡Qué tan de moda se han puesto los festivales de colores!. Pues aquí está su origen, aunque seguro que no es lo que crees.

Holi es un festival de origen religioso, celebrado a finales de la estación invernal por las calles de la ciudad de Udaipur entre otras de origen Hindú. Los organizadores, desde una camioneta, arrojan polvos de colores estridentes llamados Gulal y agua sobre los viandantes. Este festival tiene también un significado cultural, en el cual se celebra hasta el final del día, y se trata de librarse de los errores del pasado, es un día para olvidar y perdonar y celebrar la verdadera unión entre todas las clases sociales de la cultura Hindú.

Foto – Viaje A India – https://www.viajeaindia.com/

DESIERTO BLACK ROCK NEVADA, ESTADOS UNIDOS .FESTIVAL BURNING MAN

Para nosotros, si algún lugar se lleva la palma sobre originalidad es éste.

Burning man, en español “hombre en llamas”. Durante una semana este insólito lugar se convierte en ciudad temporal construida por los participantes, no existe más y cabe citar que construyen para la ocasión un templo de madera. Consiste en quemar una gigantesca escultura de madera con forma de hombre la noche del primer sábado de Septiembre, algo parecido a las Fallas de Valencia podríamos decir.

La quema es espectacular, en cambio la quema del templo se ha hace en el más extremo silencio ya que durante toda la semana, los participantes van dejando notas escritas honrrando a los que han fallecido. Un evento de lo más psicodélico, que incluso incluyen “Art Cars”, vehículos disfrazados de dragones, retretes luminosos, discotecas gigantes o enormes animales de chapa.

Foto Cortesía de Mar Carrión

Foto Cortesía de Mar Carrión

Foto Cortesía de Mar Carrión

Foto por http://enjoythelittlethings.com/

TOMATINA. BUÑOL, ESPAÑA.

¡Cómo no! Nos atrevemos a incluirla entre los festivales de los festivales. Una lucha literal de tomate, uno de los que más personas atrae todos los años. Este se originó de forma espontánea y hoy en día se ha implantado la necesidad de poner una entrada para participar en él.

Foto por https://www.elintransigente.com/

Tenemos que dar hecho que no todo es “only music”. Como hemos visto, algunos de los festivales más importantes del mundo se basan en creencias e igualmente, son experiencias para vivir con la misma intensidad, y que el término «nos vamos de festival» abarca mil y unas posibilidades. ¡Aprovéchalas!