¡Contacta!
Eferson Projects S.L.
info@eferson.es
+34 900 831 139
Trabaja con nosotros
jobs@eferson.es

EVENTOS REDUCIDOS: LA NUEVA TENDENCIA TRAS EL CORONAVIRUS

Aún a día de hoy (miércoles 29 de abril) se desconocen las medidas que va a tomar el Gobierno Central en referencia al sector del espectáculo y de los eventos, puesto que aún es pronto para determinar con certeza cuándo el mundo va a dejar de estar infectado por el COVID-19.

Para aquellas empresas cuya especialización y target principal son clientes que tienen la necesidad de crear eventos a gran escala, puede pensar que van a tener todo en su contra. Pero nada más lejos de la realidad. 

Los eventos reducidos en cuanto a personas suponen muchas ventajas que hoy nos gustaría poder tratar en esta publicación. Aunque el futuro es bastante incierto, no podemos caer en la falta de positividad y creatividad en nuestro sector, y mucho menos, a la hora de organizar un evento, puesto que es nuestro motor principal. 

¡Que no cunda el pánico! Podemos sacarle mucho partido si se mira desde el lado correcto. 

  • A la marca en cuestión lo que le interesa es seguir comunicando para seguir creando marca, aunque el público sea más reducido. Sobre todo en épocas de crisis donde el consumidor puede sentirse olvidado por su marca favorita. 
  • El target principal del evento se convertiría en un público muy estudiado y muy enfocado al interés de la marca, por lo que el mensaje que se va a transmitir va a obtener mayor aceptación.
  • El uso de un público reducido ayudará a fomentar la creación de una comunidad de brand lovers que afectará en un futuro de forma positiva a la marca. 
  • La atención personalizada y la exclusividad de las acciones del evento harán sentir al invitado muy especial. Un sentimiento que difícilmente podrá ser revocado en la reputación de la marca.
  • La posibilidad de usar espacios con encanto y muy ligados a la cultura de la ciudad favorecerá a crear un ambiente único. (Sí, todos tenemos en mente esos espacios en lo que siempre hemos querido organizar eventos y por capacidad nunca hemos podido.)
Sevilla desde la Torre Sevilla, Pelli.
FOTO: J.M.SERRANO
  • A pesar de que un evento reducido en personas lógicamente su coste es menor, puede ser una gran oportunidad para invertir en ideas más costosas que eleven el nivel experiencial del usuario. A mayor calidad en la experiencia, mayor va a ser su memorabilidad, y por tanto una mejor reputación para la marca. 

Hay que tener en consideración la posibilidad de que la distancia social se alargue más de lo previsto, por lo que hay que ingeniárselas de la forma más creativa posible para que se convierta en la nueva tendencia y no en la peor pesadilla.

El valor que le demos a esta situación puede ser una oportunidad o una amenaza

¿Sabes ya desde qué vista quieres verlo?

En Eferson lo tenemos claro. 

Por eso, seguimos

#SiempreOn